Huellas


 

Se iniciaba el mes de marzo, me encontraba entre el bullicio de la ciudad, todo se ponía muy agitado; de la nada un pensamiento cruzó mi mente, el solo pensar en mi tierra podía ver hermosos campos verdes, momentos perfectos para la fotografía; casi sin pensarlo acudí a la agencia de transportes más cercana y partí rumbo a mi querida tierra, Santiago de Chuco.

Leer más de esta entrada

Anuncios
A %d blogueros les gusta esto: